La gesta de Mirbeo en el Mundial de handball

28/06/20. Nota publicada en Diario NORTE.
 Los jugadores de Mirbeo y atrás la imagen del Vaticano en Italia.

El equipo clasificó en el cuarto puesto de la competencia celebrada en Teramo (Italia), escenario de la octava edición de la Copa Interamnia. Se cumplen 40 años.
Mirbeo es sinónimo de handball en el deporte chaqueño y por más que en el presente no exista, es indudable que marcó toda una época y forma parte de la rica historia. Su fecha de fundación data el 2 de junio de 1.976, pero el 30 del mismo mes del año 1980, encaró la gran proeza de participar en el Mundial de la categoría mini con pequeños de entre 8 y 12 años.
Para la época fue todo un acontecimiento, al punto que tuvo una gran repercusión por tratarse de un desafío importante para una entidad del interior del país, a la que le dieron su oportunidad y los padres de los pequeños valores, más el responsable técnico y allegados, no dudaron en ponerse a trabajar y a gestionar apoyo para hacer realidad la presentación chaqueña.
Los pequeños grandes valores, hoy hombres de 50 años, tuvieron una imborrable experiencia que los marcó a fuego en sus vidas, al punto que siempre la recuerdan de la mejor manera, no sólo por el resultado deportivo, sino por la camaradería generada, el hecho de confraternizar y conocer lugares emblemáticos de la bella Italia, como El Vaticano, además del Coliseo y el Foro Romano.
El profesor Osvaldo Humberto Mendoza, conductor técnico del equipo, y hacedor de este gran sueño materializado junto a sus dirigidos, contó la historia y los pormenores de este hecho, que junto a Raúl Ángel Mántaras, exjugador de la disciplina y dirigente, también con experiencia nacional e internacional, volcarán en un libro de este deporte a publicarse próximamente, al que accedió NORTE.
A partir de este momento, el handball chaqueño tuvo buenas y malas, pero es indudable su crecimiento, y en ese contexto, uno de los referentes es Javier Pérez Kohut, quien fue de la partida a la aventura italiana y luego creció y evolucionó, no sólo como jugador, también en la función de formador y entrenador, al punto que hoy es consultado por sus conocimientos.

La campaña y premios
Mirbeo se ubicó en la cuarta posición de la clasificación oficial, también fue premiado como la mejor delegación por conducta, integración, vestimenta y presentación en el desfile de apertura de la competencia. Por todo fue denominada la escuadra ´´ Piú Bella´´. También se adjudicó el premio por contar con el jugador más pequeño, se trató de Carlod David Sobral, quien contaba con 8 años, además el director técnico Osvaldo Humberto Mendoza recibió el logo de la octava Copa Interamnia.
La competencia se puso en marcha el 4 julio y se extendió hasta el 9. Mirbeo arrancó su producción con triunfo sobre HC Cittá S. Angelo de Italia por 9 a 7, mientras que su segunda presentación registró caída a manos de Exp. Dukas B de Grecia por 11 a 3. En la siguiente actuación los chaqueños se impusieron 11-0 a S.E. De Jacobis Teramo – Italia. Completó la primera ronda superando a Bonollo Formigine de Italia 11-1 y luego dio cuenta de los españoles de S. Corazón de Sarria por 12-2.
Después de un día de descanso, el 7 de julio arrancó la instancia semifinal, Mirbeo fue superado por Exp. Dukas A de Grecia, 11- 1. En la definición por el tercer y cuarto puesto enfrentó a Exp. Dukas B, vencedor por 8-6 en un juego de alto voltaje y definición apasionante.

La delegación
El 30 de junio de 1980 partió el plantel con el cuerpo técnico. Los jóvenes valores cursaban el nivel primario en las escuelas Nº 169 ´´Rómulo Zabala´´, Nº2 ´´Raúl B. Díaz´´, Nº 41 ´´Ricardo Ivancovich´´, Nº 42 ´´Amanda de G. de Solís´´ y Colegio Don Bosco, todoas de Resistencia.
Los jugadores fueron: César Augusto, Carlos David Sobral, Javier Pérez Kohut, Gustavo Bravo, Fernando Brígnole, Andres Frías, Jorge Sulgati, Alejandro Czyrgna, Adolfo Vicentín, Francisco Sarobe, Sergio Augusto, y Diego Romagnoli (refuerzo de Luján de Capital Federal). Auxiliares: Susana Maidana y Liliana O’Connors. Delegado: José María Sobral. Director técnico y Jefe de Equipo: Osvaldo Humberto Mendoza.

La invitación y el trabajo

En enero de 1.980, Mirbeo Agrupación Deportiva de Handball, participó de un certamen en la ciudad mendocina de Maipú. Por su actuación, la Federación Argentina de este deporte formalizó la invitación a los chaqueños para la cita ecuménica.
Con gran sorpresa se recibió la información por brindarle una chance a un equipo del interior y por reconocer lo hecho en ese momento en Chaco. La buena nueva novedad generó una consulta a nivel de comisión directiva y de padres que se pusieron manos a la obra compartiendo reuniones en el domicilio de Reggiardo 40, Villa San Martín.
Por un lado, José María Sobral se encargó de gestionar los pasajes para el viaje, y el resto de los padres se ocupó de obtener los medios para las demás necesidades. Todo se fue logrando de manera satisfactoria, y en el mes de abril se formalizó la inscripción al Torneo.
En lo que respecta a la preparación del equipo, automáticamente se intensificaron los entrenamientos, en lo físico y técnico, para llegar de la mejor manera y no desentonar frente a tamaño desafío. Así fue que los chaqueños demostraron estar a la altura de circunstancia y se convirtieron en relevación del mundo del handball.